viernes, 11 de marzo de 2011

Álex Sans: "El Barça ayuda a modernizar el fútbol" (y 2)


Álex Sans, junto a su colega César Frattarola, lleva estudiando el fútbol a fondo desde hace años con una finalidad: ayudar a que el juego sea más atractivo, más moderno. Ambos han escrito varios libros sobre el entrenamiento en el fútbol base y la organización en las escuelas y han impartido conferencias en diversas universidades españolas. Su último trabajo es un tratado si no revolucionario, muy novedoso, para mejorar el rendimiento en este deporte. Se trata de un programa, denominado AT-3, que da las claves para afrontar las distintas situaciones de juego que se producen a lo largo de un partido. En esta segunda parte de la entrevista Sans reconoce que el Barça de Guardiola está ayudando a lograr el objetivo que ellos persiguen, que no es otro que el fútbol se modernice de una forma generalizada.


Dice usted que falta movilidad en los hombres de ataque. Sin embargo, Pedro, por nombrar a alguien, es un ejemplo de ofrecerse, de desmarcarse, de moverse.

Sí, sí, claro, claro. A ver, la movilidad en sí misma si no está bien utilizada tampoco trae beneficios, porque tiene que ser una movilidad concretada. En la fase de finalización los movimientos de todos los jugadores deben estar muy coordinados. Imaginemos que entramos por la banda derecha con el lateral que ha progresado. Habitualmente hay dos o tres puntas que se manejan por allí. Entonces, el más cercano arrastra para un lateral, el del segundo palo busca el primer palo y el del extremo contrario busca el segundo. Estos movimientos coordinados crean constantes espacios al arrastrar, al mover a la línea defensiva. Estos espacios en el centro, si el balón no se para antes de centrar, puede ser rematado por uno de estos puntas en movimiento, con lo cual tienes mucha ventaja, o dejar espacios en su movimiento para la entrada de segunda línea, de los hombres de atrás. De hecho, muchos de los goles o remates claros los hacen jugadores de la línea de mediocampo.

Sí, pero a veces por mucho moverte, no se consigue penetrar la defensa rival.

Si a esta movilidad le añades una velocidad de ejecución, el portero se desquilibra porque si el balón viene de un lado y rematas desde el otro, el guardameta está desquilibrado. Ahora, si paras el balón, en ese segundo das tiempo a que se reordene la defensa y se equilibren tanto portero como toda la línea defensiva. Y ese segundo que se pierde elimina los espacios que son vitales.

Digamos que se elimina el factor sorpresa.

Exacto, muy bien. De eso se trata. Todo eso no es tan fácil como yo lo digo. Todo eso hay que planificarlo, determinarlo y trabajarlo, pero creo que es el elemento que le falta a este equipo para que roce la perfección, porque con la cantidad de veces que llega a la fase de finalización cada partido podría terminar con una cantidad de goles...


Y eso que ha hecho la cantidad de goles que ha materializado, porque esta temporada van una buena serie de manitas, el 0-8 de Almería...

Al mantener tanta posesión de balón, al manejarlo de un lado a otro, a los defensas le es imposible eliminar todos los espacios, con lo cual consigue un elevado mantenimiento de posesión del balón. ¿Qué se consigue con esto? Primero, que mientras lo tienes, el contrario no lo tiene, con lo cual el poder ofensivo del contrario lo eliminas en gran medida y en segundo lugar, aunque lo pierdas, como tienes a la gente muy metida en una zona -porque están apoyándose constantemente- puedes realizar una presión que ahogas la recuperación del adversario, con lo cual después de una pérdida se produce rápidamente una enorme presión, que facilita el que tengas más tiempo el balón y eliminas el poder defensivo de tu rival, y así pueden avanzar más jugadores de la línea defensiva.

¿Entonces no hay todavía un antídoto para evitar esta recuperación tan asfixiante del Barça?

La única forma de contrarrestar eso es que cuando el contrario recupera el balón, hay que sacar rápidamente el balón de aquella zona. Y eso aún no lo han experimentado, al menos yo no lo he visto que lo hagan. Intentan controlar el balón y jugarlo en la zona de recuperación, donde el Barcelona elimina todas las líneas de pase, todos los espacios y vuelve a recuperarlo con una rapidez tremenda o les obliga a hacer un lanzamiento descontrolado, con lo cual los defensas vuelven a recuperar con gran facilidad.

A mí entender el Barça es el mejor equipo manejando los fundamentos para evitar la pérdida de pelota.

Claro, claro. Todo esto se fundamenta en lo que llamamos factores espacio-tiempo. Es decir, medio campo mide unos 3.000 metros cuadrados. Piense que ningún equipo con diez hombres puede eliminar todos estos espacios. Si manejamos bien el balón por todo lo ancho y profundo del campo, es imposible para el adversario recuperarlo, porque no puede dominar, no puede ocupar todos los espacios que el fútbol manifiesta. Por lo tanto, un equipo que maneje el balón, no el Barcelona, cualquier equipo que lo hiciese, en la zona de iniciación y progresión por todo la anchura y profundidad, sería muy difícil que perdiera el balón. El problema está, precisamente, en la fase de finalización, porque la portería es muy pequeñita y es allí donde la movilidad y la velocidad de ejecución tiene que ser muy importantes porque la dificultad es muy grande.


¿El modelo de juego del Barcelona lo podrían aplicar otros equipos de Primera División?

Sin ningún tipo de dudas, con jugadores de un mínimo nivel, pero bueno, cualquier equipo de Primera División podría hacer eso sin ningún tipo de problemas.

¿Por qué no lo hacen?

Nosotros (éll y su colega César Frattarola) presentamos muchas ponencias este año pasado en universidades de España, en el tercer nivel de Inef, en Madrid, Vitoria y Granada, con gente que está acabando la carrera de la maestría de fútbol, así como en muchas federaciones, y la pregunta que se nos hace siempre es esta. Y la respuesta que se nos ocurre es "porque no lo saben".

¿O hay miedo?

No, básicamente porque manejar el espacio es difícil. No puedes dejar al jugador que improvise, porque son diez jugadores y es imposible que esos diez jugadores se pongan de acuerdo en determinadas posiciones y movimientos concretos para conseguir esto. Hay una cuestión de trabajo y lo más fácil es jugar directo y el juego directo es regalarle el balón al contrario. Pero bueno, hay muchos equipos que regalan el balón de una forma sistemática y sin ningún tipo de preocupación. O sea, un balón largo pudiéndolo jugar desde atrás, porque tienes cuatro defensas por un punta y lo lanzan en largo y lo pierden ahí porque ahí hay un punta solo con cuatro defensas. ¿Por qué hacen esto? Supongo que por desconocimiento.



O porque es lo fácil, porque hay que quitársela de en medio. Yo estoy viendo en el fútbol base que a los chavales casi nunca les corrigen esta, para mí, barbaridad.

Claro, porque es lo más fácil y porque no hay conceptos, no hay recursos. Mire, nosotros estamos de profesores en la escuela de entrenadores y le digo que los contenidos de primer nivel, segundo nivel y tercer nivel, o sea curso nacional que era antes, no incluyen nada de eso. No hay contenidos. A ningún entrenador que haya hecho el curso de entrenadores le explican nada de eso. No explican cómo hay que manejar el factor espacio ni cómo hay que colocar al equipo para aprovechar estos espacios, para garantizar la posesión del balón... No hay contenidos, pero no los hay. A ningún entrenador que haya hecho el curso de entrenadores le han explicado eso.

¿Entonces qué conocimientos tiene el entrenador medio?

El entrenador entrena a sus jugadores, los jugadores, a los que no les han explicado nada de eso, entrenan después a otros jugadores y no hay un criterio, no hay un conocimiento. Yo supongo que el entrenador del Barcelona y algunos otros han ido determinando eso a base de experiencia, de conocimientos, porque son muy listos y porque se han preocupado de averiguar o investigar qué pasa. ¿Por qué un equipo de fútbol de unas cien ocasiones en las que tiene el balón pierde noventa?

Eso es lo que veo cada fin de semana en los partidos de cantera a los que acudo, que no se les enseña a los chavales a jugar al fútbol, no ya a ser futbolistas, sino a entender el juego.

Ahora está cambiando la cosa, empieza la gente a preocuparse, hay gente que investiga qué pasa aquí, cómo es que pasa eso. En este sentido, el Barcelona, a los que estamos intentando ayudar para mejorar eso, nos ha hecho un favor impresionante, porque ha demostrado que no solamente se puede jugar controlando el balón, sino que se puede hacer con jugadores que son buenos, lógicamente, pero que son de cantera. Y sobre todo, que haciendo eso no sólo controlas el juego y el balón, sino que ganas partidos, porque creas. Insisto: si se llegasen a corregir estos tres o cuatro aspectos el espectáculo del Barcelona sería tremendo.

Eso es el Barça, pero en la mayoría de partidos de cada fin de semana hay poca diversión.

La gente cuando va a ver el fútbol y ve la forma de jugar del Barça disfruta, pero cuando ve que se pierde constantemente el balón, patadón arriba, patadón abajo, pareciendo un partido de tenis, eso te aburre. Yo me tengo que ir del campo, porque llega un momento en que te asqueas, te aburres. Y si hablas de fútbol base entonces ya es para darse golpes de cabeza, aunque supongo que esto irá poco a poco cambiando. Y el Barcelona en este sentido nos ha ayudado para que el mundo del fútbol entienda y empiece a preocuparse de hacer un juego más moderno y fútbol de control, que es lo más bonito que hay, y esto es factible.

¿Para todos los equipos?

Fíjese, si un equipo tiene el balón en un lateral y el contrario le elimina las zonas de juego haciendo una basculación, con un lanzamiento de 40-50 metros - eso con otros deportes no se puede hacer, pero con el fútbol sí, por jugarse con el pie- logras mandarlo a una zona donde no hay nadie. Así, el rival no ve posible eliminar los espacios. Esto es un razonamiento complejo y largo para hablarlo así, pero sí se hacen bien las cosas, cualquier equipo con un mínimo de nivel puede hacer lo que está haciendo el Barcelona a nivel ofensivo.


Pero es que el Barça tiene grandes cracks.

Las genialidades de Messi, o el control de Xavi para proteger y no perder el balón en una situación de uno por uno, eso ya tienes que tener al jugador adecuado, pero, bueno, en primera división hay muy grandes jugadores, lo que pasa es que no se aprovechan. Cuando un pivote, por bueno que sea, ve pasar el balón por arriba, qué control del juego va a hacer, lo único que le queda es esperar un rebote, porque no le viene el balón jugado desde atrás.

7 comentarios:

trencapins dijo...

muy bien Sito
Martí Perarnau es un gran comentarista
y me alegro que te lea
un abrazo de Pitu

Anónimo dijo...

muy bueno Sito
me alegro que Martí Perarnau
te lea
un abrazo de Pitu

Sito dijo...

@Pitu

Gracias hombre. Aún me acuerdo de las noches que nos pasábamos hablando de las estrategias de Venables. Me alegra mucho verte por aquí. Un abrazo de tu siempre amigo.

Anónimo dijo...

Si claro lo que no dice es que estos intentos de rematar mas, y sobretodo mas movilidad harian que el equipo no estuviese bien preparado para recuperar la pelota tras perdida, possiblemente si tendrias opcion de marcar mas goles pero tambien de encajar mas.

De todas maneras este señor no es nadie para hablar asi del futbol professional, cualquier equipo no tiene defensores que sepan sacar el balon bien jugado y ademas sean buenos defensores, no son tan sencillos de encontrar.

Arbmas

Sito dijo...

@Arbmas

Está hablando, está claro, de la teoría, pero también admite que es muy difícil poner de acuerdo a un grupo tan numeroso como un equipo de fútbol, pero en cualquier caso lo que expone tiene su lógica y su razonamiento.

Raúl dijo...

Felicidades Alex por tu entrevista. Solo quiero decir, que el Sr.Sans, sabe más que la mayoría de técnicos de primera división. Y para los que lo critican, no sé si saben que está enseñando los fundamentos al Sr.Luis Enrique ( éste si que es listo). Un poco de respeto a una eminencia futbolística. Que no salga en los periodicos y la televisión no es sinónimo de saber menos de fútbol.
Grande Alex!!!Que falta nos haces!!!
Un abrazo,
Raúl.A

Sito dijo...

@Raúl

Siento contestarte ahora, porque ahora veo tu comentario. Gracias, en primer lugar. Parece que conoces a Álex Sans. Yo no lo conocía y de la conversación que tuve con él salí gratamente sorprendido y entusiasmado. Contagia pasión por lo que hace y por lo que nos gusta.